Logo

Frustración extraterrestre

Ciencia Ficción
Frustración extraterrestre

Dejé de ser inmaduro cuando alcancé la edad de tres ciclos murtiales e ingresé a la generación de intermedios. Nuestro órgano destinado a la absorción de conocimientos ya estaba transformado en una estructura esponjosa, lista para que en ella comenzara a introducirse la cultura lograda tras siglos de evolución y que ampliaríamos con el talento y creatividad que caracteriza a nuestra especie.

William Blake - The goblin 1816-20Todo estaba dispuesto en el recinto donde pasaríamos las mañanas, en los tiempos de Hosliud creciente cuando la influencia de nuestro satélite es más importante.

En el comienzo asimilamos todo tipo de información y a medida que lo hacíamos procurábamos ir desarrollando sistemas evolutivos, modos de mejorar la vida y la comunicación dentro de los componentes de la galaxia que habitamos y, también, con la esperanza de poder transmitirlas a otras latitudes galácticas.

Siempre me sentí inclinado a las expresiones artísticas y en ese sentido avanzaron mis investigaciones, me interesaba no solo realizar creaciones para solaz de quienes las observaran, sino utilizarlas además como un medio de comunicación. Por eso al principio armé figuras que colgaba en el cielo las que poco a poco se iban diluyendo. Eso fue divertido, pero a la vez desmoralizador porque solo se trataba de un pasatiempo.

Cuando llegó la estación de las lluvias meteoríticas, los maduros, al no poder realizar viajes, se ocuparon de ponernos al tanto de la finalidad de los mismos y de sus resultados.

Nos enseñaron sobre los planetas más importantes de nuestra galaxia y los de otras también pobladas.

El de mayor preocupación en ese momento era la Tierra que, si bien no era el único habitado por seres inferiores, sí se había transformado en el más perjudicial y peligroso, porque lo que ocurre en uno puede alterar el equilibrio de todo el sistema, incluso entre distintas galaxias y distintos soles.

Supimos que llevaban siglos vigilándolos e intentando influir en su desarrollo y evolución, pero como no debían hacerlo de un modo directo los resultados no habían sido los esperables y el planeta ya había comenzado a colapsar.

Quedé muy impactado cuando supe que algunos de nuestros ancestros en esos intentos se habían quedado allí, disimulando su aspecto para adaptarlo al de los terrícolas, para luego sutilmente ir dándoles enseñanzas sobre cultivos, cuidados del suelo, del agua, del medio ambiente entre otras cosas, pero la ignorancia es el peor enemigo y muchos fueron atacados y muertos, algunos acusados de hechicería, otros de peligrosos por sus ideas como uno llamado Jesús, sacrificado de un modo primitivo. Ese me impresionó muchísimo, aunque tardé bastante en comprender el motivo de su muerte. No es fácil adentrarse en la mente de los inferiores pero sí imprescindible para poder entender sus conductas.

También, y eso sí que fue una gran revelación para todos nosotros, supimos que muchos de nuestros pobladores provienen de la Tierra, son descendientes de quienes habitaron ese planeta siglos atrás, pertenecieron a civilizaciones muy evolucionadas, y como la evolución no hace guerreros, quedaron en peligro de exterminio a manos de otros inferiores y, por ende, con deseos de poder y ambición de riquezas. Fue entonces cuando viajaron naves de varias galaxias para salvarlos y los transportaron a nuestro planeta y a otros que se fueron poblando solo con individuos evolucionados.
Y así quedó la tierra habitada por seres inferiores y peligrosos.

Sentí curiosidad por saber si yo era descendiente de alguno, pero sabía que no debía preguntar, la curiosidad así, en sí misma, es banal.

Pasado el tiempo donde recibimos esta y mucha otra información se nos indicó el motivo: debíamos tratar también de investigar algún tipo de comunicación, algún modo de transmitir mensajes en la Tierra pues no debemos dejar de hacer el intento de ayudarlos.

Newton - William Blake - 1795

Cuando llegué a la madurez y con ella la posibilidad de integrar los viajes de supervisión planetaria, ya tenía dispuesto un método doblemente satisfactorio para mí, porque se trataba de una expresión artística que a la vez contenía mensajes importantes.

Cada tres ciclos murtiales también comienza el estallido de un nuevo sol, entonces se organiza otro recorrido planetario. Utilizamos los rayos como autopistas galácticas sobre las cuales montamos las naves para trasladarnos con más rapidez hasta la salida de nuestra galaxia.

El resto del viaje lo dirigimos desde los comandos y vamos eligiendo distintos planetas para observar.

Llevo años viajando para dejar mis mensajes, elijo un campo sembrado, entonces ponemos la nave dentro de una burbuja nebulosa para disimularla y yo con mi pincel espiralado, incandescente, dibujo mis mejores creaciones; emblemas conocidos por ellos de los cuales con más amplitud de criterio, porque inteligencia sí tienen, podrían inferir los conocimientos que contienen. También les dejé el idioma de toda nuestra galaxia, fácilmente decodificable con el cual podríamos comenzar la comunicación.

Pero hasta ahora todo fue inútil, ningún terrícola supo desentrañarlos ni aprovecharlos, han dado en llamarlos Agroglifos, y todavía continúan especulando sobre su origen y discutiendo para atribuirse la autoría, mientras yo sigo llorando de impotencia.

CuauhtémocC

1 1 1 1 1 Valoración: 0.00 (0 Votos)
Compartir

6 comentarios en “Frustración extraterrestre”

  1. Viernes, 29 Octubre 2021 22:10

    Excelente cuento, Edith. Gracias por develar el misterio de esas figurassmiley-wink.gif. Yo me había quedado con la explicación de que los patrones se producían accidentalmente por la actividad sexual especialmente vigorosa de los erizos.

    1. Sábado, 30 Octubre 2021 07:38

      Hola Fernando, gracias por tu elogio, y pues ¿quién sabe no? Los erizos son bastante pícaros, podrías contar esa historia smiley-laughing.gif. Saludos 

  2. Lunes, 25 Octubre 2021 04:22

    Hola Edtih, ¿qué tal? ¡Menudo hatajo de tontorrones que estamos hechos los humanos! No me extraña esa frustración extraterrestre... Saludos, Lourdes.

    1. Lunes, 25 Octubre 2021 07:40

      Hola Lourdes, jaja, síi es cierto, gracias por comentar, saludos

  3. Lunes, 18 Octubre 2021 17:04

    Muy bueno Edith!

    Felicitaciones.

    1. Lunes, 18 Octubre 2021 18:03

      Hola Marcelo, muchas gracias por leer y por dejar tu comentario, saludos Edith

Deje su comentario

En respuesta a Some User

Contáctenos

Dirección:
alvaro@cuentosenred.com
 
Administración:
admin@cuentosenred.com
 
Consejo editorial:
ce@cuentosenred.com
 
Webmaster:
webmaster@cuentosenred.com
 

Nuestro equipo


Logo 610x170 claro

Patricia Licciardi
Edith Vulijscher

Eréndira Corona Álvaro Díaz
¿Aún no tiene cuenta? ¡Regístrese ahora!

Ingresar